Depilación láser bajo supervisión médica y no en peluquerías o salones de belleza

La depilación láser ha cosechado un éxito rotundo en los últimos tiempos, lo cual ha provocado que sea un tratamiento susceptible de ser ofertado por todo tipo de centros y establecimientos, desde clínicas y centros médicos especializados en depilación láser hasta centros de belleza y peluquerías, pero para conseguir un tratamiento con garantías

Depilación láser bajo supervisión médica y por personal sanitario especializado

Depilación láser bajo supervisión médicaEsta es una de las razones por las que ha se ha puesto de manifiesto la gran importancia de usar el láser bajo supervisión médica y por personal sanitario cualificado, ya que al tratarse de una técnica con equipos de gran potencia, existe un cierto riesgo para la salud si no se realiza con las garantías profesionales. Acudir a un local o establecimiento inadecuado sin la cualificación exigida puede provocar el riesgo de sufrir quemaduras en la piel de hasta primer grado, que dejan manchas en la piel, pudiendo llegar en muchos casos a no volver a recuperar el color de la piel original.

Si se trata de una clínica o centro médico de confianza, la depilación láser bajo supervisión médica, se realizara bajo una serie de pasos antes de llevar a cabo la depilación láser de cada paciente, como consultar el historial clínico del paciente para de este modo prevenir cualquier tipo de reacción indeseada así como inesperada del paciente. Además, el propio centro creará un historial clínico del paciente propio donde se anotará cualquier cosa que pueda afectar en el tratamiento del paciente (medicamentos, fotosensibilidad, etc.). También se debe determinar el tipo de piel y vello de cada paciente, para adaptar las características del paciente a los parámetros del láser.

Informar adecuadamente al paciente

Una vez recopilada toda la información de relevancia del paciente, el especialista será el encargado de facilitará al sujeto toda la información necesaria acerca del procedimiento y la técnica que va a ser utilizada en su caso. El paciente deberá firmar una autorización y consentimiento para poder someterse al tratamiento de depilación láser. La clínica está obligada a informar al paciente sobre una serie de contra indicaciones para someterse a este tratamiento (estar embarazada, tener la piel bronceada, tomar el sol, encontrarse en periodo de lactancia, etc.)

El tratamiento deberá ser realizado por profesionales competentes, y aún así es habitual que el paciente después de la sesión depilación láser experimente una leve inflamación y la zona tratada quede enrojecida. Estos efectos de la depilación láser son pasajeros y de poca relevancia.

Recuerde: Para un tratamiento con garantías, depilación láser bajo supervisión médica

Sobre el Autor


© Artículo escrito por el equipo de redacción del Instituto Clínico Capilar y Estético (ICCEstético), revisado y aprobado por nuestro médico estético.